Insolvencia punible

ABOGA2 - Delito de insolvencia punible - Cada vez son más las empresas que se ven obligadas a cerrar porque sus deudores no les pagan. Por eso la ley penal considera necesaria la protección de los acreedores frente a ciertas actuaciones fraudulentas de los deudores.

Sabemos que la insolvencia es la situación en la que se encuentra un deudor que no puede cumplir con el pago de sus deudas, porque la cuantía que le es exigible supera los bienes y derechos realizables de su patrimonio. Es en estos casos, cuando el acreedor se ve en la necesidad de solicitar que se declare el respectivo concurso de acreedores.

Ahora bien, esta situación adquiere relevancia penal, cuando el deudor o la persona que actúe en su nombre, encontrándose en esa situación de insolvencia actual o inminente, realicen actos fraudulentos perjudicando los intereses de sus acreedores.

En ABOGA2 contamos con abogados penalistas expertos en casos de insolvencia punible, que avalados por un gran número de éxitos, pondrán a tu disposición sus servicios para defender tus intereses como acreedor ejerciendo la acusación ante una insolvencia punible código penal, o defendiéndote cuando hayas realizados actuaciones como deudor que puedan ser consideradas un delito de insolvencia punible.

A continuación, nuestros especialistas en delitos económicos te intentarán aclarar qué se entiende por insolvencias punibles, cuáles son sus elementos, los distintos tipos de insolvencia punible que prevé el Código Penal y las penas que llevan aparejadas en cada caso.

Insolvencia punible

¿Dónde se regula el delito de insolvencia punible?

En la actualidad, el delito de insolvencia punible se encuentra tipificado en el artículo 259 a 261 bis  del Capítulo VII bis, del Título XIII del Libro II del Código Penal, bajo el nombre "De las insolvencias punibles".

Este delito fue modificado por la Ley 1/2015 de 30 de marzo por la que se reforma el Código Penal, a fin de adaptar la legislación penal a la mercantil contenida en la Ley Concursal 22/2003 de 9 de Julio. Esta reforma se hace necesaria para dar respuesta a los numerosos ejemplos de empresas que realizan descapitalizaciones de su patrimonio para evitar el pago de sus deudas.

Con ello, se incrementa la protección de los acreedores respecto al cobro de sus créditos, criminalizando conductas que antes solo constituían irregularidades mercantiles.

¿Qué es el delito de insolvencia punible?

El delito de insolvencia punible, también conocido como “de bancarrota”,  es uno de los delitos contra el patrimonio y el orden socioeconómico tipificados por el CP, y tiene lugar cuando el deudor sabiendo que se encuentra o puede encontrarse próximamente en una situación de insolvencia, realiza actuaciones fraudulentas a fin de perjudicar los intereses de sus acreedores.

En cualquier caso, para que se pueda hablar de delito de insolvencia punible de dinero es necesario que esa situación de insolvencia haya sido causada o agravada intencionalmente por actuaciones del deudor.

¿Cuál es la conducta típica del delito de insolvencia punible?

De conformidad con lo establecido en el art. 259 del CP, el tipo básico del delito de insolvencia punible sanciona toda acción u omisión del deudor con la que se cause o agrave una situación de insolvencia actual o inminente, frustrando con ello el derecho de cobro de sus acreedores.

Concretamente se castiga a quien realice alguna de las siguientes conductas:

  1. Haga ocultación, cause daños o destruya bienes incluidos o posibles de incluir en la masa del concurso.
  2. Realice actos de disposición (entregue o trasfiera dinero o bienes, o asuma nuevas deudas), que no sean acordes a la situación patrimonial del deudor y no estén justificados.
  3. Venda o preste servicios por precio menor a su coste de adquisición o producción.
  4. Simule tener deudas con terceros o reconozca créditos ficticios.
  5. Participe en negocios especulativos, sin justificación económica y el deber de diligencia en la gestión de asuntos económicos.
  6. Incumpla el deber legal de llevar contabilidad, lleve doble contabilidad, o cometa en su llevanza irregularidades relevantes, así como, si destruye o altera los libros contables.
  7. Oculte, destruya o altere los documentos que el empresario está obligado a conservar.
  8. Formule las cuentas anuales o los libros contables de modo contrario a la normativa, o incumpla el deber de formular el balance o el inventario dentro de plazo
  9. Realice cualquier otra conducta activa u omisiva que pueda ser infracción grave del deber de diligencia en la gestión de asuntos económicos por la que se disminuya el patrimonio del deudor o se oculte su situación económica real o su actividad empresarial reduciéndolo a una cantidad mínima.

¿Sigues teniendo dudas? ¡Llámanos y te ayudaremos aclarar todas tus dudas!

¿Cuál es el bien jurídico protegido por el delito de insolvencia punible?

El bien jurídico protegido por este delito es el derecho de los acreedores a ver satisfechos sus créditos por parte del deudor, en base al principio de responsabilidad universal reconocido en el artículo 1911 del Código Civil.

Pero no solo se dirige a proteger el derecho individual del acreedor a ver resarcidos sus créditos, sino a garantizar el buen funcionamiento del sistema crediticio.

¿Quién puede cometer el delito de insolvencia punible?

Se trata de un delito propio, por lo que el delito de insolvencia punible podrá cometerse por cualquier persona, que bien tenga la condición de deudor o bien un tercero que actúe en su nombre.

Además el sujeto activo puede ser tanto una persona física como una persona jurídica, en cuyo caso responderá el administrador o liquidador que haya realizado la conducta típica.

¿Contra quién se puede cometer el delito de insolvencia punible?

Será sujeto pasivo del delito de insolvencia punible todo acreedor que haya visto frustrado su derecho de cobro de la deuda a causa de las operaciones que con fraude realiza el autor.

En concreto serán aquellos acreedores que por no tener preferencia o garantía especial ven convertido sus créditos en un mero derecho al dividendo. En consecuencia, no podrán ser sujeto pasivo, el pignoratario o hipotecario, dado que estos tienen garantizados sus créditos con garantía real en la medida en que la cosa alcance el importe del crédito.

Delitos económicos

¿Exige dolo el delito de delito de insolvencia punible?

Efectivamente, el delito de insolvencia punible es un delito doloso, es decir, requiere una voluntad de beneficio en el delito por parte del sujeto activo. El responsable habrá de actuar con conocimiento de la situación de insolvencia y buscando con su actuación, no causar un perjuicio a los acreedores sino obtener un beneficio propio.

¿Cuándo se produce la consumación del delito de insolvencia punible?

El delito de insolvencia punible es un delito de peligro y no de resultado, por lo que se consuma con la mera realización de actos por los que se pueda causar o agravar la situación de insolvencia, sin necesidad de que se produzca un efectivo perjuicio patrimonial.

¿Cuándo es perseguible el delito de insolvencia punible?

Tal y como reconoce la ley penal, este delito solo será perseguible cuando el deudor deja de cumplir regularmente con sus deudas o cuando haya sido declarado su concurso de acreedores.

Ahora bien, respecto a la declaración del concurso de acreedores, con la reforma del CP el juez penal queda desvinculado de la calificación de la situación de la insolvencia que juez civil realice en el proceso de acreedores. De modo que para perseguir el delito no será necesario esperar a que finalice y se declare el concurso, sino que ambos procedimientos pueden incluso coexistir de forma paralela.

Tipos del delito de insolvencia punible

Además del tipo básico de insolvencia punible al que se refiere el artículo 259 del CP, la ley prevé otras modalidades agravadas y atenuadas de insolvencia punible:

TIPOS AGRAVADOS:

  • Insolvencia punible agravada por razón de las circunstancias (art 259 bis del CP): las penas serán mayores cuando concurra alguna de las siguientes circunstancias:
  • Afecte a una generalidad de personas o pueda ponerlas en una grave situación económica.
  • Se cause a alguno de los acreedores un perjuicio económico superior a 600.000 euros.
  • Al menos la mitad del importe de los créditos concursales tenga como titulares a la Hacienda Pública (estatal, autonómica, local o foral) y a la Seguridad Social.

TIPOS ATENUADOS:

  • Insolvencia punible por imprudencia (art 259.3 del CP): tras la reforma penal, se admite la posibilidad de cometer este delito por imprudencia, es decir, infringiendo el deber de diligencia de cuidado exigido.

Hay muchos casos en los que el responsable del delito no es consciente de la gravedad de su conducta, pero esto no exime la comisión del delito.

  • Favorecimiento a unos acreedores en perjuicio de otros (art. 260 del CP): cuando el deudor, encontrándose en una situación de insolvencia actual o inminente, favorezca a alguno de sus acreedores en detrimento de otros, realizando algún acto de disposición patrimonial o generador de obligaciones para pagar un crédito no exigible u otorgar una garantía a quien no tiene derecho, cuando dicha operación carezca de justificación económica o empresarial.

Si bien, esta pena será mayor cuando una vez admitida a trámite la solicitud de concurso, el deudor realice cualquier acto de disposición patrimonial o generador de obligaciones para  pagar a uno o varios acreedores, privilegiados o no, con posposición del resto, sin estar autorizado a ello judicialmente, ni por los administradores concursales y fuera de los casos legalmente permitidos.

  • Presentación de datos falsos en el proceso concursal (art. 261 del CP): se sanciona con menor pena, el hecho de presentar en un procedimiento concursal, ya sea por requerimiento judicial o por iniciativa propia, a sabiendas, datos falsos relativos al estado contable, a fin de conseguir que se declare indebidamente aquel.

¿Cuáles son las penas del delito de insolvencia punible?

Para simplificar trataremos de exponer en el siguiente cuadro las penas previstas para los distintos tipos de insolvencia punible:

TIPO DE INSOLVENCIA PUNIBLEARTÍCULO DEL CPPENAS
Tipo básico de insolvencia punibleart. 259.1 y 259.2prisión de uno a 4 años y multa de 8 a 24 meses
Insolvencia punible agravada por razón de las circunstancias art 259.3 bisprisión de 2 a 6 años y multa de 8 a 24
Insolvencia punible por imprudenciaart 259.3prisión de seis 6 a 2 años o multa de 12 a 24 meses

Favorecimiento a unos acreedores en perjuicio de otros

En situación de insolvenciaart. 260.1prisión de seis 6 a 3 años o multa de 8 a 24 meses
Admitida a trámite la solicitud de concursoart. 260.2prisión de 1 a 4 años y multa de 12 a 24 meses
Presentación de datos falsos en el proceso concursalart. 261prisión de uno a 2 años y multa de 6 a 12 meses

¿Qué responsabilidad tienen las personas jurídicas por el delito de insolvencia punible?

El delito de insolvencia punible puede conllevar sanciones de gran cantidad de dinero para las empresas en cuyo seno se cometa, conforme a lo establecido en el artículo 31 bis del CP. Así cuando una persona jurídica sea responsable de este delito, se le impondrán las siguientes penas:

  • Multa de 2 a 5 años: si el delito cometido por la persona física tiene prevista una pena de prisión de más de cinco años.
  • Multa de uno a 3 años, si el delito cometido por la persona física tiene prevista una pena de prisión de más de dos años no incluida en el inciso anterior.
  • Multa de 6 meses a 2 años: en el resto de los casos.

Además, atendiendo a las reglas del art. 66 bis del CP, los jueces y tribunales podrán imponer las penas de las letras b) a g) del apartado 7 del artículo 33 del mismo cuerpo legal (acordar su disolución, prohibición o suspensión de actividades por un plazo máximo de 5 años, etc.)

¿Prescribe el delito de insolvencia punible?

Respecto a la prescripción del delito de insolvencia punible, como cualquier prescripción delitos económicos (alzamiento de bienes, blanqueo de dinero, etc), rigen los plazos generales del art. 131 del CP, es decir, como regla general el plazo de preinscripción de las insolvencias punibles es de 5 años, salvo en su modalidad agravada que preinscribirá a los 10 años.

Delito de Insolvencia punible

¿Puede aplicarse la excusa absolutoria en el delito de insolvencia punible?

A los delitos de insolvencia punible le son de aplicación la excusa absolutoria contemplada en el art. 268 del CP, en virtud de la cual quedan exentos de responsabilidad criminal, sin perjuicio de la responsabilidad civil que puedan incurrir, siempre que no concurra violencia o intimidación, o abuso de la vulnerabilidad de la víctima:

  • Los cónyuges no separados legalmente o de hecho o en proceso judicial de separación, divorcio o nulidad.
  • Los ascendientes y descendientes.
  • Hermanos por naturaleza o por adopción.
  • Los afines en primer grado si viviesen juntos.

Diferencia entre el delito de alzamiento de bienes y el delito de insolvencia punible

A primera vista parece fácil confundir ambos delitos, ya que no existe ninguna diferencia sustancial entre ellos. En ambos se trata de causar o agravar la situación de insolvencia en perjuicio de los acreedores, por lo que el CP prevé la misma pena de prisión para ambos delitos, aunque variando el límite mínimo de la pena de multa (8 meses en insolvencia punible y 12 meses en el alzamiento de bienes)

No obstante, el CP respecto al delito de insolvencia punible tipifica expresamente las conductas por las que se puede incurrir este delito, entre ellas, ciertos actos que suponen el quebrantamiento contable que no podrían encuadrarse dentro del delito de alzamiento de bienes.

Asimismo, el delito de insolvencia punible puede cometerse por imprudencia mientras que en el alzamiento de bienes no se contempla la imprudencia.

Más información sobre Insolvencia punible:

Conoce nuestros despachos

Si estás buscando un abogado de plena confianza, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.
Te aseguramos completa discreción y trato exclusivo.

Con la sede central en Madrid tenemos además despachos en Alcalá de Henares, Tres Cantos, Salamanca, Ciudad Rodrigo. Si nos necesitas en otra localidad, no te preocupes que te atendemos en todo el territorio nacional. Tus abogados de confianza

ABOGA2 - Despacho Abogados en Madrid

Plaza de Castilla 3 
28046 Madrid
Teléfono: 915 70 42 34
Ver en Google Maps

ABOGA2 - ABOGADOS EN ALCALA DE HENARES

Calle Mayor, 58, 1ºb 
28081 Alcalá de Henares, Madrid
Teléfono: 915 70 42 34
Ver en Google Maps

ABOGA2 - Despacho Abogados Salamanca

Calle San Pablo, 53, 1º
37008 Salamanca
Teléfono: 923 48 22 65
Ver en Google Maps

Quiero pedir cita

Responsable: Aboga2 Lawyers Group & Global Marketing, SL siendo la Finalidad: poder contestarle al mensaje que envía con este formulario de contacto. La Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal. Podrá ejercer Sus Derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación enviando un email a info@aboga2.eu. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre nuestra Política de Privacidad.