Divorcio sin hijos

  1. El divorcio.
  2. ¿Cómo divorciarse?
  3. Tipos de divorcio
  4. ¿Qué ocurre con la vivienda o domicilio familiar?
  5. La pensión compensatoria

1.- El divorcio

Hay que saber que el tiempo que debe transcurrir desde que se produjo el matrimonio, para poder solicitar el divorcio, es de tres meses, la única excepción a estos tres meses es que se pueda acreditar que existe un riesgo contra la vida o integridad física o moral, la libertad, o indemnidad sexual. Una vez pasados esos tres meses podremos solicitar el divorcio sin que haga falta justificar un motivo o causa. 

El divorcio tiene como efecto la disolución matrimonial, hecho que no sucede con la separación, este hecho permite que las personas que estén divorciadas puedan volver a casarse.

Antiguamente para poder solicitar el divorcio hacía falta solicitar primero la separación judicial. Hoy en día ya no es necesario, se puede solicitar el divorcio directamente.

Divorcio sin hijos

Una vez producido el divorcio se pierden los derechos sucesorios. Recordemos el derecho sucesorio del cónyuge viudo como legitimario, en el caso de no existir descendientes (hijos, nietos) pero si existiendo ascendientes (padres) el cónyuge viudo tendrá derecho al usufructo de la mitad de la herencia.

En el caso de que no existan ascendientes ni descendientes, ni padres ni hijos, ni nietos… el cónyuge viudo tendrá derecho al usufructo de dos tercios de la herencia.

2.- ¿Cómo divorciarse?

Como divorciarse, pasos en un divorcio. Primero de todo debes conocer que necesitaras un abogado y un procurador, en cuanto a papeles al certificado literal de matrimonio expedido en el Registro Civil donde este inscrito, como no hay hijos ya ves que tanto el trámite como el papeleo es más sencillo, a este documento hay que adjuntar la propuesta de convenio regulador.

¿Cuánto tarda en llegar una demanda de divorcio? Pues eso dependerá de la saturación del Juzgado en la que haya caído.

En el caso de ser un divorcio contencioso el procedimiento completo y definitivo puede alargarse incluso a más de dos años.

3.- Tipos de divorcio

En cuanto a los tipos de divorcio hay que saber que existen dos modalidades: el divorcio de mutuo acuerdo y el divorcio contencioso.

El divorcio de mutuo acuerdo

Los cónyuges llegan a un acuerdo y este acuerdo se plasma mediante un escrito que se llama convenio regulador, que no es otra cosa que la repartición o acuerdo al que han llegado sobre los hijos en caso de haberlos o sobre el patrimonio como por ejemplo el uso de la vivienda familiar, las cargas o la liquidación del régimen económico.

Divorcio sin hijos

El divorcio exprés

En el caso de no existir ni hijos menores de edad o incapacitados, ni bienes a repartir o liquidar (bienes que sean comunes o gananciales), estando los dos cónyuges de acuerdo, tan solo habrá que presentar la solicitud de divorcio, lo que lo convierte en un trámite más sencillo, más rápido y económico, en este caso en concreto estaríamos ante lo denominado como divorcio exprés y podrá llevarse a cabo ante Notario o ante el Juzgado de Primera Instancia que corresponda. La diferencia entre hacerlo ante Notario o ante la sede Judicial, será la rapidez ya que según a que notaría se acuda puede resolverse en cuestión de horas.

El divorcio Contencioso

Es el que se produce cuando los cónyuges no se ponen de acuerdo. Eso significa que uno de los dos cónyuges en solitario, o cada uno por su parte, se encargarán de solicitar el divorcio ante el Juzgado. Esto supondrá más desgaste tanto emocional como económico, así como hará falta un mayor tiempo para resolverlo. En este caso, se podrán solicitar una serie de medidas provisionales a adoptar antes de que se resuelva el divorcio.

3.- ¿Qué ocurre con la vivienda o domicilio familiar?

En los divorcios de mutuo acuerdo lo concerniente a la vivienda o domicilio familiar quedará regulado en el convenio regulador, y será lo que acuerden los cónyuges.

Si el domicilio familiar es de alquiler es tan sencillo como rescindir el contrato o bien otorgar el uso de esa vivienda a uno de los dos.

Cuando la vivienda es de propiedad habrá que ver primero si esa vivienda pertenece a la sociedad de gananciales o bien es un bien privativo de uno de los dos cónyuges.

Si la vivienda se compro en régimen de separación de bienes, la vivienda pertenecerá al cónyuge que la comprará. Si por l o contrario la vivienda pertenece a la sociedad de gananciales ambos serán propietarios al 50%, por lo que habrá que buscar una solución, que podrá ser: vender la vivienda y liquidar la hipoteca en caso de existir y repartirse el dinero sobrante si lo hay, o bien que uno de los dos se quede con la propiedad de la casa, comprándole la parte al otro.  Otra solución que no será opción para muchas personas es la de compartir la vivienda con la que será expareja.

4.- La pensión compensatoria

En cuanto al tema de la pensión compensatoria hay que saber que si se puede solicitar. El Juez podrá reconocer a uno de los cónyuges el derecho a una pensión compensatoria.

La pensión compensatoria tiene la función de corregir el desequilibrio económico que se puede producir tras un divorcio. Para que se conceda deberá acreditarse un autentico desequilibrio económico. Normalmente se suele dar en los casos que tras muchos años de matrimonio una de las dos partes se ha dedicado al cuidado de los hijos y de la casa.

Actualmente también se dan los casos en los que se otorga una pensión compensatoria temporal, hasta que el cónyuge que sufre mayor desequilibrio económico ya sea, por que no estaba trabajando o lo hacia a media jornada, pueda incorporarse al mundo laboral y sea autosuficiente.

Que se conceda una pensión compensatoria temporal dependerá de las circunstancias de cada caso en concreto, como por ejemplo la edad de quién la solicita, no es lo mismo que sea una persona joven con posibilidades de trabajar, que una persona que no haya trabajado nunca donde sus posibilidades se verán reducidas.

Si estás interesado en solicitar el divorcio o tienes más preguntas a cerca de este tema o cualquiera relacionado con familia, no lo dudes y pídenos cita al 915 704 234, uno de nuestros abogados especialistas en derecho de familia estará encantado de asesorarte y ayudarte con los trámites de tu divorcio.

Despacho ABOGA2 tu despacho de confianza.

Valoración

Conoce nuestros despachos

Si estás buscando un abogado de plena confianza, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.
Te aseguramos completa discreción y trato exclusivo.

Con la sede central en Madrid tenemos además despachos en Alcalá de Henares, Tres Cantos, Salamanca, Ciudad Rodrigo. Si nos necesitas en otra localidad, no te preocupes que te atendemos en todo el territorio nacional. Tus abogados de confianza

Quiero pedir cita

Responsable: Aboga2 Lawyers Group & Global Marketing, SL siendo la Finalidad: poder contestarle al mensaje que envía con este formulario de contacto. La Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal. Podrá ejercer Sus Derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación enviando un email a info@aboga2.eu. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre nuestra Política de Privacidad.