Alzamiento de bienes

ABOGA2 - Abogados alzamiento de bienes - Especialmente a partir de la crisis económica ha aumentado el número de delitos que afectan al patrimonio y al orden socioeconómico, lo que ha llevado a nuestros abogados penalistas a dotarse de una gran experiencia en asuntos relacionados con estafas y apropiaciones indebidas, delitos societarios y alzamientos de bienes.

En ABOGA2 contamos con abogados en Madrid especialistas en derecho penal económico, que pondrán a tu disposición todos sus conocimientos para ayudarte en cualquier procedimiento penal por un delito de alzamiento de bienes en que te veas involucrado, tanto si eres acusado como si has sido víctima de ello.

Desde ABOGA2 queremos brindarles toda la información relativa al delito de alzamiento de bienes, para dejar claro qué casos son constitutivos de delito, las formas en que se puede cometer y las consecuencias penales que este delito puede conllevar.

¿Qué es el alzamiento de bienes?

El delito de alzamiento de bienes, aparece tipificado en el Título XIII: “Delitos contra el patrimonio y contra el orden socioeconómico”, concretamente en el artículo 257 y artículo 258, 258 bis y 258 ter del Código Penal dentro del Capítulo VII “Frustración de la ejecución”.

Dicho delito consiste en cualquier acción realizada por un deudor, ya sean personas físicas o personas jurídicas, que consista bien en el alzado de bienes en perjuicio de los acreedores, o bien cualquier acto de disposición patrimonial dirigido a sustraer u ocultar su patrimonio, o parte de él, a fin de retrasar, impedir o dificultar el embargo por la deuda o la ejecución de los créditos por los acreedores.

Es decir, se trata de una conducta por la que el deudor trata de eliminar o al menos disminuir la cuantía de su patrimonio con la finalidad de que el acreedor o acreedores, con el que en su día contrajo una deuda no puedan cobrarla, eludiendo así el pago de la misma.

El deudor realiza actos fraudulentos para aparentar una situación de insolvencia frente a los acreedores, a fin de que se declare la imposibilidad del pago de deudas pecuniarias porque las deudas fueran mayor que su liquidez. De forma que cuando el deudor oculte bienes de su patrimonio pero disponga de liquidez para hacer frente a la deuda, no cabe hablar de alzamiento de bienes.

¿Cuáles son los elementos del delito de alzamiento de bienes?

De lo anterior se deduce que los elementos del delito de insolvencia punible son los siguientes:

  • Bien jurídico protegido: el bien jurídico protegido es el derecho de los acreedores a ejecutar y hacer efectivos sus créditos a cargo del patrimonio del deudor.

Este delito tiene la finalidad de proteger el principio de responsabilidad patrimonial universal, previsto en el artículo 1911 del Código Civil, según el cual: “Del cumplimiento de las obligaciones responde el deudor con todos sus bienes, presentes y futuros.”

  • Naturaleza jurídica: se trata de un delito socioeconómico de naturaleza patrimonial incluidos en los denominados delitos socioeconómicos; así como es un delito de peligro, que queda consumado con la realización de la conducta típica sin necesidad de que se cause un perjuicio real al acreedor, sino que con ello se obstaculicen sus legítimos intereses.
  • Objeto material: se refiere al patrimonio del deudor, es decir, al conjunto de bienes del deudor que éste trata de ocultar o sacar en perjuicio del acreedor.
  • Sujeto activo: el sujeto puede ser cualquier persona, física o jurídica, que previamente haya contraído una deuda con el acreedor, y realiza los actos fraudulentos sobre su patrimonio, con el fin de evitar el pago de la misma.

En estos casos el tercero con el que el deudor realice los actos fraudulentos será considerado como cooperador fraudulento, sin perjuicio de que pueda llegar a ser considerado autor del alzamiento de bienes cuando tuviera conocimiento de la existencia de la deuda y la intención del deudor con la conducta realizada.

  • Sujeto pasivo: es el acreedor que ve perjudicado su derecho de crédito por la actuación del deudor. El acreedor puede ser cualquier particular o persona jurídica, pública o privada.
  • Conducta típica: consiste en realizar cualquier acción por el deudor que conlleve frustrar las esperanzas de los acreedores de cobrar la deuda, es decir:
  • Alzarse con sus bienes en perjuicio de sus acreedores: realizar actos de ocultación o la destrucción o mediante operaciones jurídicas, como crear hipotecas, donaciones, permutas o enajenaciones reales o ficticias.
  • Realzar cualquier acto de disposición patrimonial o generador de obligaciones que dilate, dificulte o impida la eficacia de un embargo o de un procedimiento administrativo, extrajudicial o judicial, ejecutivo o de apremio, ya iniciado o de previsible iniciación.
  • El responsable de cualquier hecho delictivo que realice actos de disposición o contraiga obligaciones para disminuir su patrimonio para ser total o parcialmente insolvente, para eludir el cumplimiento de las responsabilidades civiles a las que fue condenado.

Cabe destacar que el Código Penal no distingue según  la naturaleza u origen de la deuda u obligación que se trate de eludir, así como tampoco cuando el acreedor, en vez de una persona física sea una persona jurídica, pública o privada. Así como será perseguible cuando después de su comisión se hubiera iniciado un procedimiento concursal.

  • Elemento subjetivo: se trata de un delito doloso, que exige dolo directo, ya que el autor debe tener conocimiento  voluntad de que está realizando un acto fraudulento y que con él va a causar un daño económico al acreedor. Por tanto, no cabe la imprudencia en este delito.

¿Qué modalidades de alzamiento de bienes existen?

En el tipo básico de alzamiento de bienes la conducta típica puede consistir en actos muy sencillos como la ocultación física de un bien o muy complejos, como crear una sociedad de forma fraudulenta. Las acciones más frecuentes que suelen realizarse:

  • Si el sujeto activo es una persona física: es estos casos algunos de los actos más utilizados es simular un divorcio ficticio, a fin de trasmitir  fraudulentamente mediante la pensión compensatoria los bienes al otro cónyuge; constituir hipotecas sobre bienes embargable; ventas y donaciones entre familiares o amigos; ventas de la totalidad del patrimonio del deudor; ventas sin acreditar el pago del precio; ventas de inmuebles en las que el deudor continua como arrendatario etc.
  • Si el sujeto activo es una persona jurídica: en estos casos es frecuente la descapitalización de la empresa para constituir otra nueva de iguales condiciones; traspasos, donaciones, ventas ficticias y relaciones entre empresas con empresas de reciente creación dentro del mismo sector; etc.

Si bien, el Código Penal además del tipo básico prevé otros supuestos agravado del delito de alzamiento de bienes:

TIPO AGRAVADO DE ALZANMIENTO DE BIENES SEGÚN LA DEUDA (párrafo 2º del art. 257.3 del CP)

Se prevé una pena mayor cuando la deuda que se intente eludir sea de Derecho público y la acreedora fuera una persona jurídico pública, o se trate de una obligación pecuniaria derivada de un delito contra un organismo público, bien la Agencia Tributaria o Seguridad Social.

TIPO AGRAVADO DE ALZAMIENTO DE BIENES POR RAZON DE LA CUANTÍA O CIRCUNSTANCIAS (art: 257.4 del CP)

Se impondrán las penas en su mitad superior:

  • El valor de la deuda eludida supera los 50.000 €, o afecte a muchos acreedores.
  • Se abuse de las relaciones personales existentes entre acreedor y el deudor, o aproveche éste su credibilidad empresarial o profesional.

TIPO ESPECIAL DE ALZAMIENTO DE BIENES –“RELACION INCOMPLETA DE BIENES EN PERJUICIO DEL ACREEDOR”-(art. 258 del CP)

La pena se reduce cuando lo que se castiga no es la salida o trasmisión de los bienes del patrimonio del deudor, sino solo la ocultación de los mismos, es decir:

  • El deudor presente al funcionario o autoridad encargados del procedimiento administrativo o judicial de ejecución, una relación de bienes o patrimonio incompleta o mendaz, dificultando o impidiendo la satisfacción del acreedor.
  • Se entiende por relación incompleta aquella que presenta el deudor incluyendo todos los bienes que posee, utilizando o disfrutando de bienes de terceros que pero sin aportar la justificación que ampare ese disfrute.
  • El deudor no facilite la relación de bienes o patrimonio que le es requerida, dificultando o impidiendo con ello la satisfacción del acreedor.

No obstante, este delito no será perseguible si el autor, aporta una declaración veraz y completa antes de que la autoridad o funcionario descubriera su carácter incompleto o mendaz.

¿Qué requisitos se exigen para ser condenado por alzamiento de bienes?

No todos los actos por los que se sacan bienes del patrimonio del deudor pueden ser considerados delito de alzamiento de bienes. El Tribunal Supremo ha considerado que para que se considere este delito deben concurrir los siguientes requisitos:

  • Que exista un derecho de crédito a favor del acreedor, persona física o jurídica, previo a la comisión del delito: que exista un derecho de crédito del acreedor derivado de la deuda u obligación pecuniaria, contraída por el deudor antes de cometerse el delito.
  • Que se realice un acto de destrucción u ocultación de bienes patrimoniales: que se realice cualquier acto de disposición patrimonial, oneroso o gratuito, real o aparente, eliminando todos o parte de los bienes de su patrimonio, con lo que se impida o dificulte la realización del crédito.
  • Que el deudor quede en situación de insolvencia, real o ficticia, total o parcial: que como consecuencia de los actos fraudulentos realizados, el deudor quede o aparente una situación de insolvencia parcial o total.
  • Que exista intención de perjudicar al deudor: no es necesaria la producción de un daño al acreedor, basta con la intención de causar un perjuicio, evitando o dificultándole la realización de su crédito.

¿Qué penas se prevén para el delito de alzamiento de bienes?

Las consecuencias penales del delito de alzamiento de bienes varían según el tipo penal ante el que nos encontremos:

  • Tipo básico de delito de alzamiento de bienes (art. 257 CP): se castigará con la pena de prisión de uno a 4 años y multa de 12 a 24 meses a quien comete alguna de las conductas previstas en el art. 257 expuestas anteriormente.
  • Tipo agravado del delito de alzamiento de bienes según la naturaleza de la deuda (art.257.3 parr.2º del CP): se prevé la pena de prisión de uno a 6 años y multa de 12 a 24 meses cuando la deuda a eludir sea de Derecho público y la acreedora una persona jurídico publica o se trate de una obligación pecuniaria por delito cometido contra la Hacienda Pública o la Seguridad Social.
  • Tipo agravado del delito de alzamiento de bienes por razón de la cuantía o circunstancias (art. 257.4 del CP): se impondrán las penas en su mitad superior como agravante por razón de la cuantía o circunstancias.
  • Tipo especial del delito de alzamiento de bienes –“relación incompleta de bienes en perjuicio del acreedor” (art. 258 del CP): se impondrá la pena de prisión de 3 meses a un año o multa de 6 a 18 meses cuando se presente una relación incompleta de bienes o patrimonio o no se presente aquella cuando fuera requerido.
  • Responsabilidad de las personas jurídicas por alzamiento de bienes

Según dispone el artículo 258 ter del Código Penal, cuando el delito de alzamiento de bienes sea cometido por una persona jurídica, la pena a imponer será:

  • Si el delito cuando se cometiera por persona física tuviera una pena de prisión superior a 5 años: multa de 2 a 5 años
  • Si el delito cuando se cometiera por persona física tuviera una pena de prisión superior a 2 años: multa de 1 a 3 años
  • En el resto de casos: multa de 6 meses.

¿Preinscribe el delito de alzamiento de bienes?

Para finalizar, debemos señalar que el plazo de preinscripción del tipo básico de alzamiento de bienes es de 5 años a contar desde que se cometieron los actos fraudulentos, por cuanto la pena de prisión es de uno a 4 años. Sin embargo en los tipos agravados de alzamiento de bienes, el plazo de preinscripción asciende a 10 años desde la comisión de los actos fraudulentos.

Valoración

Conoce nuestros despachos

Si estás buscando un abogado de plena confianza, no dudes en ponerte en contacto con nosotros.
Te aseguramos completa discreción y trato exclusivo.

Con la sede central en Madrid tenemos además despachos en Alcalá de Henares, Tres Cantos, Salamanca, Ciudad Rodrigo. Si nos necesitas en otra localidad, no te preocupes que te atendemos en todo el territorio nacional. Tus abogados de confianza

Quiero pedir cita

Responsable: Aboga2 Lawyers Group & Global Marketing, SL siendo la Finalidad: poder contestarle al mensaje que envía con este formulario de contacto. La Legitimación: Consentimiento del interesado. Destinatarios: No se cederán datos a terceros, salvo autorización expresa u obligación legal. Podrá ejercer Sus Derechos de acceso, rectificación, limitación y eliminación enviando un email a info@aboga2.eu. Información adicional: Puede consultar la información adicional y detallada sobre nuestra Política de Privacidad.